domingo, 20 de octubre de 2019

Cantante Roberto Antonio relacionado con casos de corrupción en la Faja Petrolífera del Orinoco

“Noches de fantasía, las que viví con ella, en busca de una estrella, sin poderla alcanzar” es la letra de una de las canciones que llevó a la fama a Roberto Antonio Rosales Arrieta, o mejor conocido como Roberto Antonio. Su propuesta musical fusionó instrumentos característicos del merengue dominicano —la conga, el güiro y tambora— con la batería electrónica, timbales y guitarras distorsionadas. Con esa mezcla de instrumentos saca éxitos como Mentirosa, Noches de fantasía y Sacúdete Nena. Para finales de los años 80 y principio de los 90 es conocido tanto nacional como internacionalmente.

La carrera de Roberto Antonio dio un salto gigantesco durante la última década del siglo pasado. Compartió con cantantes de la talla de Juan Luis Guerra y Wilfrido Vargas. Sin embargo, para mediados de los 2000, Roberto Antonio pone en pausa su carrera musical, y la mantiene así hasta finales del año 2017 cuando vuelve con un video dirigido por Nuno Gómes titulado Me enamoré de su albúm Diferente, de acuerdo con un reportaje de insvestigación de Patzzy Salazar y Catherine Medina en El Pitazo.

El cantante no sólo se ha visto interesado en llevar una carrera musical, sino también en hacerse un espacio en el mundo empresarial. Según registros de la notaría de Panamá, Roberto Antonio figura como director de tres empresas panameñas, de las cuales dos, se encargan de vender suministros a la industria petrolera venezolana.  No sólo eso, el rey del tecnomerengue, como también es conocido, es vinculado con personajes como Pedro León, ex director ejecutivo de la Faja Petrolífera del Orinoco y con Jhonnathan Marín, ex alcalde del Municipio Guanta; los dos involucrados en el desfalco de la Faja del Orinoco.

Pero además, de acuerdo con fuentes judiciales, al cantante zuliano lo buscan la Fiscalía General de la República, el Servicio Bolivariano de Inteligencia Nacional y la Dirección General de Contrainteligencia Militar, según se lee en un documento oficial al que tuvo acceso El Pitazo. Sin embargo, desde el 4 de diciembre de 2018, el cantante no toca suelo nacional.

El Pitazo trató de conocer la versión de Roberto Antonio. Se habló con su representante de prensa, a quien se le mandó un correo para que se lo hiciera llegar al artista. También se hizo el intento de contactar a través de su cuenta Twitter, pero no se logró una respuesta.

Roberto Antonio no ha ocultado su gran admiración por la revolución bolivariana del difunto presidente Hugo Chávez y su predecesor, Nicolás Maduro. “La gente me pregunta que por qué yo soy chavista —dice Roberto Antonio en el programa Vladimir a la 1—. Y, bueno, yo he sido famoso en la cuarta y en la quinta. Le canté a Carlos Andrés Pérez en fiestas privadas, pero a mí nunca me contrataron para ir a dar un concierto masivo como hoy por hoy se hacen en las alcaldías. El trabajo que está haciendo Pdvsa La Estancia a nivel cultural y musical. Felicito a la doctora Beatrice y al ministro Rafael Ramírez porque lo que se ha hecho en recuperación de espacios, y lo que han hecho con los artistas, de llevar nuestra música de forma gratuita. Tantas agrupaciones que antes no trabajaban y ahora trabajan. Todo ese tipo de cosas se tienen que vociferar en pro a las cosas nuevas que se están haciendo”.

A principios de abril de 2013, Roberto junto a Pedro Carreño, constituyentista a la Asamblea Nacional Constituyente por el Municipio Tucupita, compuso una canción en honor a Hugo Chávez, quién había muerto un mes antes —el 5 de marzo—. En el video de la canción ¡Cómo no quererte Comandante!, el artista sale con una gorra tricolor y luciendo una franela amarilla que dice “Yo soy Chávez” acompañado de los ojos del difunto.

El 17 de octubre de 2012, en la Notaría Cuarta del Circuito de Panamá, se registró la Sociedad Anónima Suplitrol Continental Corporation.  Según el expediente, Roberto Antonio Rosales Arrieta al igual que su esposa Aura Norma Sampere Ojeda y Maryorie Batista Rivas —mujer panameña—, figuran como directores de la empresa. Para el momento de la constitución de la empresa, contaban con un capital de 10.000 dólares, los cuales en el transcurso de dos años, aumentaron a 1.500.000 dólares.

La razón social de Suplitrol es la de “realizar dentro o fuera de la República de Panamá, todas o cualesquiera de las siguientes actividades: venta de suministros para la industria petrolera en Venezuela, importar ciertos artículos de Asia. Establecer, desarrollar y explotar todo tipo de inversiones”. Estos no son todos los objetivos de la empresa, pero son los primeros en enumerarse dentro del expediente.

Según un comunicado de Green Earth Technologies, empresa dedicada a vender productos de limpieza ecológicos de fabricación estadounidense, Suplitrol le distribuía a Pdvsa Petropiar, ubicada en el estado Anzoátegui, los productos de limpieza especiales para refinerías de petróleo fabricados por Green Earth Technologies.

En un comunicado, Roberto Antonio esgrime: “Los productos G-Clean se han desempeñado de manera más efectiva que los productos y ácidos tóxicos que se usaron para limpiar previamente los equipos. Estamos avanzando con los productos G-Clean para limpiar toda la refinería durante su cierre”.

Suplitrol no es la única compañía panameña donde Roberto Antonio y su esposa figuran como directores. El 16 de mayo de 2011 se constituye Coco Media Inc., y el 26 de septiembre de 2014 en una Asamblea General de Accionistas se elige a una nueva junta directiva y junta de dignatarios, dejando a Roberto Antonio como primer director; a su esposa Aura Norma como segunda directora, secretaria y tesorera; y a Maryorie Batista Rivas como tercera directora. ->>Vea más…

Fuente: Con información de El Pitazo

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Envíenos sus comentarios y aportes informativos al tema. Recuerde que su comentario, aunque no sea publicado, puede ser tomado en cuenta para nuestros temas de investigación. Los comentarios con términos insultantes, ofensivos, denigrantes y que incumplan nuestras políticas serán rechazados. Sólo puede enviar comentarios de menos de 1 mil (1.000) caracteres.

 
LO + LEÍDO...

LO + LEÍDO...