martes, 7 de agosto de 2018

Rafael Ramírez: “No hay nada que indique que estoy incurso en corrupción”

A Rafael Ramírez se le señala de haber desfalcado 11 mil millones de dólares de Petróleos de Venezuela (PDVSA) durante su gestión como presidente de la estatal. Incluso, cuando Ramírez estaba a la cabeza del ministerio de Petróleo y Minas, nombrado por el fallecido presidente Hugo Chávez. La Asamblea Nacional acordó su responsabilidad política en noviembre de 2016, con el sustento de investigaciones que presentó el entonces diputado y presidente de la comisión de Contraloría de la AN, Freddy Guevara.

Las acusaciones quedaron sin defensa, contó el expresidente de PDVSA a El Pitazo. “Yo quería ir a Venezuela y el Presidente me dijo que no fuera, que no podía ir a legitimar a la Asamblea Nacional”, explicó quien también fue embajador de Venezuela en las Naciones Unidas.

Con estas afirmaciones, Ramírez desconoció el caso de corrupción “más grande de la historia”, como lo calificó Guevara en la plenaria, así como que se cometieran desfalcos durante su gestión. Cinco años después de su salida de PDVSA, el expresidente de la estatal reconoce una variedad de casos, los condena, pero no se los atribuye, así como tampoco la responsabilidad en el declive en la producción petrolera de PDVSA, como confesó en la primera parte de esta entrevista para El Pitazo. “Detrás de cada funcionario de PDVSA que se haya corrompido, hay un privado que se corrompió” comentó.

El entrevistado se jacta de no tener documentos que lo señalen de corrupto. “No hay ninguna prueba, ni nada que indique que yo utilicé mi posición para favorecerme personalmente”, aseguró, pese a una investigación que reveló la agencia estadounidense Associated Press (AP) y en la que se señala a Ramírez como uno de los destinatarios finales de sobornos pagados por Roberto Rincón y Abraham Shiera, ambos señalados de corrupción. “AP no es un tribunal para señalar a nadie”, se defendió de las alegaciones. En esta segunda entrega, Ramírez responde a acusaciones que involucran su gestión.

César Batiz: ¿En PDVSA funcionaban los controles financieros de auditoría y contraloría en su gestión?
Rafael Ramírez: Pero claro, hijo. PDVSA es una corporación de 230 empresas filiales. La única estructura capaz de operar una empresa de esa magnitud es la estructura corporativa, es decir, delegaciones financieras. Cada negocio, cada filial, cada gerente, tenía la posibilidad de contratar, de comprar, porque si se te daña una bomba en un pozo de Maracaibo no puedes esperar que Caracas te mande el presupuesto. Esa estructura hace que tú tengas de abajo hasta arriba lo que se llaman los comités de licitación, de contrataciones, que cada uno está compuesto por al menos doce personas de distintas áreas. Hay abogados, ingenieros, técnicos; es multidisciplinaria. Todos los estados financieros de PDVSA son auditados por varias instancias. Primero, la más importante para nosotros, la Contraloría general de la República. Tiene oficinas en PDVSA. Segundo, la propia auditoría fiscal de PDVSA es súper estricta. Tercero, los estados financieros auditados. Ahora, nosotros no auditamos PDVSA con Sánchez y compañía. No. Auditamos con KPMG, que es una filial trasnacional, especialista en auditorías, y que cuando a nosotras nos auditaban tenían que venir los funcionarios que estaban certificados para ver los resultados de los estados financieros. Son funcionarios internacionales. Nosotros decíamos que nos revisen de arriba a abajo y todo eso está respaldado. Tú quieres llegar al tema de las acusaciones de corrupción.

CB: Sí. ¿Cómo explica al país casos como Aban Pearl, el caso Illaramendi, el caso Roberto Rincón y Derwick, el del banco de Andorra y la explosión de Amuay en este contexto, si había tantos controles, auditorías y contraloría en general?
RR: Es una explicación para todo el país. Lo primero que voy a decir es que no vayan ustedes a creer, por favor, que los únicos hechos de corrupción se producen en PDVSA. Por favor. O son ingenuos o se manipula información. Yo quisiera que si vamos a hablar de corrupción hablemos de todo el Estado y del privado. Hablemos de Cadivi, Cencoex.

CB: PDVSA estaba bajo su gestión que es a lo que me refiero.
RR: Sí, sí, sí, es lo primero. Pero es un poco para no sesgar la discusión. Entender el fenómeno de la corrupción como un fenómeno que tiene que ver con una crisis estructural del país. Todos esos casos tienen una explicación. La primera es que la mitad de ellos suceden en el ámbito de los privados. Rincón no era funcionario de PDVSA. Illaramendi tampoco. Es decir, que detrás de cada funcionario de PDVSA que se haya corrompido hay un privado que se corrompió. Yo no puedo ser responsable de cualquier marramucia que haya hecho un privado venezolano desde donde esté. Todos los privados venezolanos tenían que ver con PDVSA, todos, todos. Cada quien tiene que asumir su responsabilidad en administrar los recursos que le fueron dados. En nuestro caso, en mi caso particular y personalísimo, porque en nuestro Código Penal hay corrupciones personalísimas, no hay ninguna prueba ni nada que indique que yo utilicé mi posición para favorecerme personalmente. Y eso es lo que se llama corrupción. No hay nada que indique que estoy incurso. No hay ningún documento. ¿Tú crees que si hubiera habido aunque sea un documento ya el fiscal que opera bajo las órdenes de Maduro no lo hubiera sacado? Hubieran hecho una rueda de prensa, una cadena. No hay, no encuentran, porque todo eso es una judicialización de la política para destruir mi nombre. Yo reto a que alguien muestre alguna prueba en contra mía. No la hay. Pero, además, no me han dejado ir al país para defenderme cuando este señor Guevara me acusó de robarme 11 mil millones de dólares, lo cual es una cosa estúpida porque ni Trump tiene esa fortuna. Entonces todos los casos que a él le pareció que eran culpables los presentó. Yo quería ir a Venezuela y el Presidente me dijo que no fuera, que no podía ir a legitimar a la Asamblea Nacional. "¿O sea que eso queda ahí?", le dije. "Sí, no le prestes atención". Bueno, fíjate en qué terminó todo esto. Pero tan pronto yo vaya a Venezuela yo voy a desmontar todo esto. Yo lo único que pido es que no se presten a la manipulación política y no se presten al sesgo. Por ejemplo, dicen “bueno, pero es que tienes a un primo involucrado en corrupción”. Él tendrá que defenderse, pero decir que yo soy responsable de eso, es decir que Maduro es responsable por los sobrinos y el tráfico de drogas. Yo no puedo decir eso. Es decir, que si un sobrino está metido en tráfico de drogas o que salió en unos escándalos ahí, de Malpica y otra gente en una estafa de 1.200 millones de dólares, yo no puedo decir que Maduro está en eso. Yo no puedo actuar como ellos. Necesitan tener pruebas.

Andrea Tosta: De acuerdo a la agencia AP, su nombre está incluido en una investigación por la cual capturaron en España a cuatro personas de su entorno. Lo que especifica ese expediente es que usted sería uno de los destinatarios finales de sobornos pagados por Roberto Rincón y Abraham Shiera. ¿Usted cómo se defiende de esas alegaciones?
RR: Ya vas a ver que eso es mentira. Yo te voy a decir algo. Yo he estado trabajado el tema legal en Estados Unidos, viendo si tengo alguna causa, alguna situación. No hay nada en contra mío. Nada, nada. Associated Press no es un tribunal. Ni AP, ni Washington Post son un tribunal para juzgar a nadie. Yo me atengo cuando hay una acción judicial, porque no hay ninguna. No tengo nada que ver con el Rincón ni con Shiera, ni los conozco, pero me he dado cuenta de que hay gente del lado privado que se hizo millonario no solo con el dinero de PDVSA, sino con la de todo el mundo, de todo el país. Es el problema de nuestra renta petrolera, que hay mucho dinero en el país. Todos los años metíamos 168 mil millones de dólares al país, por eso nos empeñamos en el gobierno a que ese dinero fuera directo a nuestro pueblo, a las misiones. ¿Ustedes cómo creen que se hizo todo lo que hizo Chávez? ¿Cómo creen que eso se pagó? Por Dios. ¿Alguien ha sacado esa cuenta? ¿Cómo creen que hicimos universidades, hicimos misiones, sostuvimos todo este esquema? Salió del petróleo, porque somos un país petrolero. ¿Qué vamos a hacer? Antes se lo llevaban las trasnacionales, y eso es lo que explica que después de cien años de producción de petróleo fuésemos de los países más pobres y con mayor inequidad en Latinoamérica. ¿Que eso tuvo filtraciones? Sí. ¿Que la gente que está involucrada tiene que asumir sus responsabilidades y pagar? Sí, claro que sí. Yo respondo por mis acciones. Las políticas institucionales están a la vista, mis números. Tuvimos doce años de prosperidad. ¿Ustedes creen que eso salió de dónde? de la agricultura? ¿o eso salió de otra cosa que no fuera la industria petrolera? Todo el país, incluyéndolos a ustedes, incluyéndome a mí, al sector privado, vivimos en una situación de crecimiento y de progreso porque pudimos rescatar la renta petrolera. Ahí Maduro anda con una mentira de que es pobrecito porque él se victimiza. El gobierno se victimiza y dice que sufrimos los precios más bajos de nuestra historia. Eso es mentira. Nosotros, en el gobierno de Chávez, solo tuvimos precios altos durante cuatro años. El resto, debemos recordar, que Chávez llegó al poder y el precio estaba en 10 dólares y estuvo hasta el 2005 entre 22 y 40. Ahorita el precio va a llegar a los 70 dólares. No tiene nada que ver con eso. Siempre se victimizan. Lo único que no aceptan es que han sido incapaces de conducir un país tan complejo como este. Chávez sí lo era y es lo que yo reivindico porque era de su equipo económico, y nosotros no improvisábamos, no andábamos haciendo inventos locos, con asesores rodeando al Presidente, diciéndole que la inflación existe, que el petróleo no es importante. Esa es una irresponsabilidad y una improvisación que el pueblo no merece. Aquí está la consecuencia. ->>Continuar leyendo...

Fuente: Con entrevista de César Batiz y Andrea Tosta - https://elpitazo.com ->> Ir

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Envíenos sus comentarios y aportes informativos al tema. Recuerde que su comentario, aunque no sea publicado, puede ser tomado en cuenta para nuestros temas de investigación. Los comentarios con términos insultantes, ofensivos, denigrantes y que incumplan nuestras políticas serán rechazados. Sólo puede enviar comentarios de menos de 1 mil (1.000) caracteres.

 
LO + LEÍDO...

LO + LEÍDO...